Mascarell apela a la unidad y expone con “generosidad” su proyecto de ciudad

Barcelona, 4 mar (EFE).- El aspirante a la alcaldía de Barcelona y dirigente de la Crida Nacional per la República Ferran Mascarell ha apelado a la unidad del independentismo de cara a las elecciones municipales en Barcelona y ha expuesto, con “generosidad” y “sin ninguna necesidad de hacerlo”, su proyecto de ciudad.

Bajo el lema “Súmate a una BCN sin límites”, Mascarell ha protagonizado un acto en el CCCB al que han asistido, entre otros, el exalcalde de Barcelona Xavier Trias y uno de los impulsores de Junts per la República -agrupación de independientes dentro de JxCat-, Agustí Colomines, así como las diputadas de JxCat Aurora Madaula y Saloua Laouaji.

El actual delegado de la Generalitat en Madrid ha llamado a construir un “proyecto fuerte” para Barcelona que a su juicio debería aspirar a reunir a, al menos, 21 concejales.

A pesar de ello, Mascarell ha asumido que “a día de hoy la unidad aún no ha culminado” ya que aunque ha hablado “con todo el mundo” dentro del soberanismo los resultados a este respecto “no son buenos”.

Ha dicho, en este sentido, que “prevalecen demasiadas cosas”, como las “estructuras políticas que ponen en primer plano los intereses de las cúpulas de los partidos, y se hace difícil hacer posible la unidad necesaria”.

“Pido a todos los líderes de los partidos soberanistas un acto de última responsabilidad para hacer posible una única candidatura soberanista que haga posible que la ciudad entre en el proceso de transformación que necesita”, ha ahondado.

Entre los elementos desgranados por Mascarell relativos a su proyecto de ciudad, Mascarell ha puesto especial énfasis en cuatro ejes: libertad y democracia, justicia, prosperidad y bienestar.

Ha sostenido que Barcelona necesita un fuerte “proyecto propio” debido a que no cuenta con todo el “apoyo estatal” que sí necesitaría y del que sí goza, por ejemplo, Madrid, que ha definido como “una ciudad que tira porque el Estado tiene un proyecto para la capital”.

A lo largo del acto han subido al escenario diez personas de origen, edad y profesiones diversas que han trasladado a Mascarell sus dudas de futuro, las cuales el protagonista del evento ha respondido a grosso modo posteriormente.

Entre otros aspectos, Mascarell ha señalado que el actual Ayuntamiento “es más del siglo XIX que del siglo XXI”, ya que “las estructuras municipales son muy antiguas”, y ha apostado por hacer de Barcelona una ciudad “emprendedora”, “cooperativa”, “dialogante” y “productora de humanidad”.

Con diversas referencias a los exalcaldes Maragall y Trias, el aspirante a alcalde barcelonés ha situado los comicios del mes de mayo como “una especie de referéndum sobre qué modelo de ciudad” quieren sus habitantes. EFE

La Vanguardia